La procuraduría que investiga lavado de activos denunció a Hugo Moyano y su hijo Pablo, la Federación de camioneros, el correo privado OCA y otras empresas y entidades por presunto lavado de activos de origen ilícito.