No hay ninguna descripción de la foto disponible.
Una fiesta clandestina, que se desarrollaba ayer por la noche en San Martín de los Andes, fue desarticulada por personal policial de la Comisaría 43º.

Minutos antes de las 23, tras advertir música a un alto volumen y luces que provenían de un predio ubicado sobre la calle Amigos del Pueblo, efectivos de la mencionada Dependencia Policial decidieron acudir para verificar el lugar.

Al arribar, los uniformados observaron aproximadamente a unas 120 personas que se congregaban en el predio, la mayoría de ellas sin respetar las medidas de distanciamiento y de cuidado personal, como el uso de tapabocas.

En el lugar, se desarrollaba además un espectáculo musical, se expendían bebidas alcohólicas y se vendían alimentos.

Luego de entrevistar a los encargados del evento, tres personas mayores de edad, el personal policial explicó que de acuerdo a los decretos en vigencia, están prohibidos este tipo de eventos, por lo que las más 120 personas que participaban de la fiesta, abandonaron el lugar de manera voluntaria.

Más tarde, en Sede de la Comisaría de la Mujer y según lo dispuesto por la Justicia, se procedió con la notificación judicial de una mujer de 39 años y dos hombres de 29 y 56 años de edad, identificados como los responsables del evento que se desarrollaba sin autorización.

Además, como resultado del procedimiento, se secuestró un carro de comidas que se había instalado en el predio.